29 nov. 2016

¿Cómo aprender un idioma rápidamente?



aprender ingles


La mejor forma de aprender un idioma es por repetición y asociación


Cuando aprendemos un idioma de pequeños no somos conscientes de las veces que repetimos una misma palabra o frase. En cambio, cuando crecemos odiamos repetir las cosas. ¿Pero qué sucede cuando una palabra de otro idioma es utilizada regularmente en nuestra lengua? Lo que sucede es que la interiorizamos y la hacemos parte de nuestro vocabulario sin necesidad de esforzarnos en pronunciarla, memorizarla o relacionarla con una imagen (Por ejemplo: sushi, e-mail, online, hobby, gourmet, muffin, etc.).
Otro ejemplo en el que podemos ver que los humanos aprendemos un idioma por repetición, es cuando memorizamos la melodía o tarareamos una canción. ¿A quién no le ha gustado una canción en otro idioma y la ha escuchado tantas veces que es capaz de tararear la letra de la canción?

Los adultos, por lo tanto, necesitan aprender un idioma por asociación y repetición consciente. Hablamos de repetición consciente porque se debe estar centrado con lo que se está memorizando, para así, poder interiorizarlo y que permanezca en la memoria a largo plazo.

¿Quieres aprender un nuevo idioma? Un buen método es aprenderse cada día un determinado número de palabras y frases. Y, al día siguiente, repetir lo aprendido y memorizar otras nuevas. Recuerda que debes interiorizar a la vez que prestas atención a la pronunciación y a la gramática.

Desde el método Tapscott impulsamos este tipo de aprendizaje, basado en impactos de diferentes tipos: textual, visual y auditiva. De este modo, aprenderán tanto aquellos a los que les es más fácil aprender por repetición como aquellos que memorizan mejor mediante imágenes. El método Tapscott se trata de un conjunto de flashcards (tarjetas) con frases y palabras asociadas a una imagen. Las flashcards van traducidas y puedes escuchar su pronunciación.

Con un poquito de esfuerzo cualquiera puede aprender un nuevo idioma.